Todo para Bebe: De qué os gustaría que hablásemos en Bebés y más

viernes, 14 de enero de 2011 |

Todo para Bebe: De qué os gustaría que hablásemos en Bebés y más


De qué os gustaría que hablásemos en Bebés y más

Posted: 14 Jan 2011 09:20 AM PST

bebes

Sabéis que siempre nos gusta haceros partícipes de nuestros contenidos, por eso queremos proponer de cara al nuevo año que nos digáis de qué os gustaría que hablásemos en Bebés y más.

Muchas veces nos hacéis llegar vuestras inquietudes a través del formulario de contacto del blog y de los comentarios de los posts, y atendemos todas vuestras peticiones en la medida de lo posible. Nos gustaría ahora que en los comentarios de este post nos digáis cuales son los temas que os interesaría que tratásemos en el blog.

Asuntos relacionados con la crianza, la alimentación, la seguridad infantil, el embarazo, la lactancia, el parto, recomendaciones de libros, artículos para bebés… lo que sea.

Así podremos conocer mejor vuestras preferencias, qué cosas son las que más os preocupan y lo más importante, dar respuestas a vuestras inquietudes.

Foto | trentroche en Flickr




Embarazadas expuestas a productos químicos

Posted: 14 Jan 2011 07:20 AM PST

embarazada

Exponerse a determinados productos químicos durante el embarazo puede ser perjudicial para la salud de la madre y del feto. Sin embargo, es muy habitual que se produzca dicho contacto. Un nuevo estudio asegura que la mayoría de mujeres embarazadas de Estados Unidos están expuestas a productos químicos.

Sin duda los datos se podrían extrapolar en mayor o menor medida a otros países desarrollados que siguen un estilo de vida similar al estadounidense. Preocupa conocer que algunos de esos productos estén presentes en muchos utensilios de la vida diaria, pero también que otros que están prohibidos desde hace varias décadas sigan apareciendo.

Es la primera vez que se contabilizan las sustancias químicas a las que están expuestas las mujeres durante el embarazo, teniendo en cuenta el riesgo que puede conllevar para la salud del feto. Y los resultados señalan que el 99% de las embarazadas están expuestas a productos químicos, algunos de los cuales podrían ser perjudiciales.

La investigación, realizada en la Universidad de California (San Francisco, Estados Unidos), ha aparecido en el último número de la revista ‘Environmental Health Perspectives’. Se analizaron un total de 268 mujeres participantes en una encuesta nacional de salud (2003-4), detectando hasta 163 sustancias químicas diferentes en el 99% de ellas.

Entre estas sustancias, se detectaron bifenilos policlorados (PCB), pesticidas organoclorados, compuestos perfluorados (PFC), fenoles, ftalatos, hicrocarburos aromáticos policíclicos (HAP) o polibromodifenilos éteres (PBDE) (como un plaguicida organoclorado que está prohibido en Estados Unidos desde 1972).

Además, en el estudio también se analizó la presencia de bisfenol-A, que aparece en muchos plásticos y cuya exposición prenatal en determinadas cantidades ha demostrado afectar al desarrollo del cerebro y aumentar el riesgo de cáncer de adulto.

No todas las sustancias se hallaron en cantidades peligrosas como para afectar al embarazo, pero sí algunas de ellas. Además, según apuntan sus autores,

la exposición a múltiples sustancias químicas puede conllevar un riesgo para la salud mayor que el que ocasione un solo producto químico.

Según recuerdan en sus conclusiones, los productos químicos pueden atravesar la placenta y entrar en el feto. Hay estudios que han sido capaces de detectar estas sustancias en la orina y la sangre materna, así como en el líquido amniótico o en la sangre del cordón umbilical.

Ya hemos hablado en el blog de cómo determinados compuestos químicos han sido relacionados con partos prematuros, y existen otros riesgos relacionados con la exposición a algunos productos perjudiciales.

Por ello, los investigadores concluyen que es necesaria una investigación adicional para identificar los principales fuentes de exposición a productos químicos y cómo influyen en la salud.

Si debemos llevar cuidado con determinados productos químicos en cualquier etapa de nuestra vida, a cualquier edad, especialmente importante es que se determine y se siga investigando sobre el peligro de los productos químicos en una etapa tan importante como la del embarazo.

Vía | Yahoo Noticias
Más información | Environmental Health Perspectives
Foto | Photos by Lina en Flickr
En Bebés y más | Uso de cosméticos en el embarazo, Estoy embarazada: ¿Qué podría hacer daño a mi bebé?, Cómo protegerse de los mosquitos durante el embarazo




Bebés y más todos los días en tu correo, Facebook y Twitter

Posted: 14 Jan 2011 04:43 AM PST

suscripcion

Muchos de vosotros nos seguís cada día, por eso nos gustaría ofrecer a quienes todavía no lo han hecho la posibilidad de suscribirse a nuestros boletines diarios.

Podéis recibir en vuestro propio correo electrónico todos los artículos que publicamos en el blog, así también como a través de Facebook y Twitter si sois usuarios de las redes sociales.

Suscribirse a Bebés y más es muy sencillo. Para recibir un correo diario con todos los contenidos publicados en Bebés y más durante las últimas 24 horas sólo tenéis que introducir vuestra dirección de correo electrónico en el formulario de suscripción.

También podéis recibir todas nuestras novedades, votar y hacer comentarios en nuestra página en Facebook y en Twitter.

Aprovechamos la ocasión para agradecer a nuestros lectores su participación en la comunidad de Bebés y más, y esperamos que nuevos padres se sumen a ella para informarse, aprender y compartir experiencias.




Bruxismo durante el embarazo: apretar y rechinar los dientes

Posted: 14 Jan 2011 12:00 AM PST

Rechinar los dientes

Casualmente me encuentro con un tema que sufrí en mis propias carnes durante el embarazo, que yo achacaba a los nervios y que desconocía que fuera un trastorno con nombre propio. El bruxismo es el hábito involuntario de apretar o rechinar las estructuras dentales, que se puede dar en situaciones de estrés.

Este trastorno afecta entre un 10% y un 20% de la población (muchos no lo saben) y puede conllevar a dolor de cabeza y músculos de la mandíbula, cuello y oído. Suele ser nocturno, cuando no nos damos cuenta de este “tic”.

A mí me pasaba mucho durante el embarazo (ocasionalmente me sigue sucediendo), algunas veces me daba cuenta, ya que se suele dar en las primeras fases del sueño, cuando éste es más ligero. Me despertaba de la propia presión y el sonido que hacían los dientes o me despertaba mi marido (algo preocupado al principio).

Causas del bruxismo

Los factores desencadenantes de este apretar y rechinar inconsciente de los dientes son múltiples, principalmente situaciones de estrés, lo cual imagino que hará que no sea infrecuente durante el embarazo (especialmente en el último trimestre) o, según otros testimonios, con bebés pequeños.

Si sentimos molestias y dolores en las encías, dientes o músculos de la región bucal al despertar a la mañana podrían ser debidos a que sufrimos bruxismo sin saberlo. El desgaste dental es otra de las consecuencias del bruxismo.

En la actualidad no hay un consenso en su etilogía o causas del bruxismo, pero se pueden mencionar como factores: el estrés, la ansiedad, la depresión además de la mala postura corporal. También la parasitosis se relaciona con el apretar y rechinar de dientes compulsivo.

Respecto al factor desencadenante más aceptado, el de la ansiedad, la explicación para el apretar y rechinar de los dientes se halla en que cuando el paciente se encuentra en un estado de estrés experimenta ansiedad y nerviosismo originando un estado somático de tensión de la musculatura corporal que se hace generalizada.

La tensión muscular acumulada es liberada a través de muchos medios y uno de ellos sería el frotamiento o apretamiento de los dientes.

embarazada durmiendo

Síntomas del bruxismo

Puede que este trastorno sea transitorio o infrecuente, por lo que no es preocupante. Pero si el bruxismo persiste, puede ocasionar deterioro dental. Entre los síntomas que acompañan al bruxismo se pueden encontrar:

  • Rechinamiento dental, severo o muy ruidoso que ocurre durante el sueño.
  • Maxilares apretados.
  • Dolor en la mandíbula o dolor de oído (causado por violentas contracciones de los músculos de la mandíbula).
  • Dolor en la cara cara o de cabeza.
  • Alineación dental anormal.
  • Contracción muscular en la mandíbula.
  • Ansiedad, estrés y tensión.
  • Personalidad que reprime el enojo.

El bruxismo es un trastorno que también se puede dar tras el parto y en la infancia. La intensidad y duración puede ser muy variable. Se cree que pueden ocurrir cientos de eventos durante una noche, aunque, como hemos comentado, son más frecuentes en las primeras fases del sueño.

Tratamiento del bruxismo

No se conoce ningún tratamiento farmacológico eficaz para el bruxismo. Como hemos visto, el origen del bruxismo puede ser diverso, pero el desencadenante será siempre un estado de ansiedad y el único tratamiento no medicamentoso para la ansiedad es la relajación.

Para intentar mejorar la situación se recomienda hacer ejercicios de relajación, y podemos consultar al ginecólogo la posibilidad de tomar alguna infusión relajante.

La aromaterapia, la música clásica, los masajes… son otras técnicas de relajación que puede que ayuden a reducir los episodios de bruxismo.

En definitiva, si durante el embarazo aprietas y rechinas los dientes frecuentemente y de manera inconsciente, es debido al bruxismo que probablemente se derive de la situación de ansiedad que la futura mamá sufre a lo largo del embarazo, especialmente en el último trimestre.

Más información | Medline Plus, Wikipedia
Fotos | Dan Queiroz y Editor B en Flickr-CC
En Bebés y más | Bruxismo nocturno en los niños, Ejercicio de relajación para embarazadas




Comerse los mocos es bueno para la salud

Posted: 13 Jan 2011 10:00 PM PST

comiendo-mocos1.jpg

Una de las costumbres más arraigadas de los niños (y de algunos adultos – que os lo juro que lo he visto) es la de hurgar la nariz en busca de mocos para extraerlos y comérselos.

A este acto se le ha asociado siempre una connotación negativa en forma de asco y es por eso que cuando vemos a alguien hacerlo a muchos se nos revuelve el estómago y tratamos además de educar a nuestros hijos para que no lo hagan.

Sin embargo, son muchos los niños que llevan a cabo esta acción y lo más curioso es que lo hacen por sí mismos, sin que nadie les haya enseñado a hacerlo. Esto pudiera hacer pensar que, al no ser una conducta aprendida, podría ser algo natural e incluso bueno para nuestro cuerpo.

Esta hipótesis se confirma en boca de Friedrich Bischinger, un afamado pneumólogo austríaco, que ha declarado que sacarse los mocos es un acto recomendable y que comérselos es aún mejor.

Manteniendo limpias las narices

Sacarse los mocos con los dedos es saludable porque con el dedo llegamos ahí donde un pañuelo no llega y porque de este modo podemos eliminar aquellas secreciones que hayan quedado pegadas en las paredes, por estar más secas, dejando las fosas nasales limpias.

Por esta razón el Dr. Bischinger anima a los padres a que no censuren en los niños el acto de sacarse los mocos, sino que lo traten con naturalidad e incluso que les insten a hacerlo.

Los mocos refuerzan el sistema inmunológico

La nariz funciona de filtro donde se concentran las bacterias, evitando que éstas entren en nuestros pulmones. De este modo, los mocos se convierten en auténticos vehículos de bacterias que, una vez ingeridos, funcionan a modo de vacuna.

En palabras del pneumólogo:

Comerse el modo es de sentido común y muy natural en el ser humano porque es una buena forma de reforzar el sistema inmunológico.

Bischinger compara también dicha práctica con las vacunas en la medicina moderna, que tratan de hacer lo mismo pero de una manera más complicada y costosa, ya que comerse los mocos es algo natural y gratuito.

Cambiemos la mentalidad

comiendo-mocos2.jpg

Como he comentado antes, los niños se sacan los mocos y se los comen por instinto. Hay incluso quien subraya lo curioso que es que la forma de los orificios sea redonda y del tamaño casi exacto de la punta de los dedos, como si encajaran a modo de llave y cerradura.

Sin embargo, la presión social hace que poco a poco (algunos) dejen de hacerlo. Esto hace que se pierda la costumbre y que se pierdan, por lo tanto, los beneficios.

Citando de nuevo las palabras del pneumólogo:

Yo sólo pido que se vea de otra forma, que se anime a los niños a meter el dedo en la nariz porque es algo natural y, desde el punto de vista médico, es una idea maravillosa.

Lo cierto es que me parece harto difícil hacer cambiar dicha visión acerca de los mocos y más aún cuando algo se nos remueve por dentro al observar a alguien comérselos.

Por mi parte no haré que mis hijos se metan el dedo, ni les diré que no lo hagan ni que dejen de comérselos, pero sí les sugeriré que traten de hacerlo en la intimidad, porque aunque pueda ser muy saludable, seguro que daña la imagen de uno.

Vía | El blog alternativo
Fotos | Mil8, Cyberuly en Flickr
En Bebés y más | ¡Que circulen los mocos!, Vuelta al cole, vuelta a los catarros y los “mocos”, Cuidados del recién nacido: cómo limpiar la nariz del bebé