Todo para Bebe: El "tu no mami" pasará

sábado, 25 de diciembre de 2010 |

Todo para Bebe: El "tu no mami" pasará


El "tu no mami" pasará

Posted: 25 Dec 2010 01:10 PM PST

Ve el video en el sitio original.

Bueno, pues decía ayer que para los bebés mamá es todo, y, además, si eso se junta con momentos de crecimiento emocional y descubrimiento del propio yo, tal vez la familia se enfrente con una situación como la que este vídeo de la serie Dinosaurios ejemplifica: cada vez que aparece papá el pequeño lo rechaza casi violentamente y solamente quiere estar con mamá y casi le podría gritar: “Tu no mami”.

Un papá comprensivo, amoroso y cercano se va a encontrar apesadumbrado y molesto. Además, no puede entender como su precioso bebé que se dormía encantado en sus brazos ahora le empuja apartándolo cuando aparece. Si el papá, además, se siente inseguro y no ha encontrado su puesto en la nueva forma que tiene su familia, sentirá dudas sobre si la madre es demasiado acaparadora y puede hasta recriminarle lo que pasa. Malas soluciones estas. No hagas el dinosaurio.

¿Qué le pasa a tu hijo ?

Tranquilo. Tu hijo te ama y te necesita. No se ha convertido en un demonio. Tampoco que su madre lo acune, sea muy apegada, duerma con él o le de el pecho son los culpables de lo que sucede. Es una fase, algunos niños la llevan con suavidad y otros desarrollan una reacciones muy intensas.

Hay que dejarle su espacio. No es un adulto y todavía no entiende bien sus propias emociones. Normalmente el pequeño, apegado a su madre que daba sentido a su existencia y de la que no se sabía un ser diferenciado, está descubriendo dos cosas fascinantes: que es “yo” y que puede decir que “no”. Eso es muy, pero que muy emocionante pero también da mucho miedo.

Si papá se pone a reclamar su sitio en ese momento con insistencia el niño se enfadará. Cuando un bebé es pequeño su universo es su madre. Ni siquiera entiende el concepto del yo, se vive a si mismo como un ser único. El descubrimiento de la existencia propia y separada de la madre puede suponerle tensión y angustia y desencadenar que exprese su trastorno en las separaciones o en rabietas difícilmente comprensibles.

Habrá ratos de juego alegre en los que te incluya en su mundo más que encantado, pero otros, especialmente si está cansado, tomando su teta o su biberón tras la siesta o encajando alguna emoción nueva y turbadora, necesitará la seguridad emocional que la madre le da. Se agarrará a ella muy fuerte, aferrándose para no caerse en el abismo de un mundo nuevo que se abre ante él.

¿Qué puedo hacer?

Si afrontamos esto como una etapa del desarrollo emocional de nuestro hijo lo podemos vivir con tranquilidad y evitando forzar la situación en vez de insistir cuando se produce. Respetar la necesidad del niño de estar en esos momentos pegado a su madre es lo más adecuado, entendiendo que lo que sucede no es un problema, aunque pueda ponernos en situaciones complicadas o desatar sentimientos de impotencia, pena o rabia en nosotros.

No hay recetas ni métodos milagro con la crianza, cada niño es diferente y, aunque hay etapas comunes en el desarrollo infantil, cada temperamento y cada circunstancia es particular. De todos modos, hay una receta que no puede fallar, que es el amor. Haber sido un padre muy implicado y conocer bien al niño ayuda, sin duda.

Ser padre es una experiencia intensa, que debería cambiar al hombre y hacerle madurar, entendiendo mejor los mecanismos de su propia psique, sus miedos y sus inseguridades. Hay que ser muy generoso para ser un buen padre.

Hay que prepararse. Reconocer nuestro pasado, no para exigir las atenciones que quizá no nos dieron o seguir siendo el centro de la vida emocional de la pareja, sino para darle a nuestros hijos todo lo que necesitan para tener una infancia segura, feliz y con todas sus necesidades emocionales plenamente cubiertas. Y eso hará que a veces tengamos que “fastidiarnos” y dejar que madre e hijo construyan el vínculo primario con suavidad y con el derecho a sus retrocesos.

Papá sigue ahí, no ha dejado de quererte, pero en esos momentos de crisis, no te interpongas ni empeñes en que te acepte. Necesita a mamá. No es una decisión consciente, no es racional, no es para hacerte daño ni es culpa de que su madre le de el amor que el pequeño necesita. Es un proceso, una etapa, en la que posiblemente debas, sencillamente, estar preparado para recuperar, a ratos, aquella actitud paciente, de sostén y ayuda que acompañó los ajustes en el postparto.

El “tu no mami” pasará

De nuevo, a la espera, siendo el pilar en el que madre e hijo encuentran la seguridad de su hogar, pero en un papel secundario y atento, serás el mejor padre y compañero del mundo y, con paciencia y buscando los momentos precisos recuperarás a tu bebé convertido ya en un niñito que sabe que él es él. Merece la pena. El “tu no mami” pasará.

En Bebés y más | Cuando el niño rechaza a papá, Papá, te necesito, Ser un buen padre I, II, III, Prepararse para la paternidad




¿Le enseño a leer?

Posted: 25 Dec 2010 12:12 PM PST

leyendo

Muchos padres se preguntan si deben enseñar a leer a sus hijos. Aunque realmente los niños no estarían obligados a leer hasta los seis años en las escuelas infantiles se comienza la familiarización con las letras, la escritura y la lectura a edades más tempranas.

El nivel lector del alumno español

Yo tengo una posición ambigua respecto a esto. Realmente, si estudiamos los datos sobre competencia lectora de los adolescentes españoles o hemos dado clase, la capacidad de hacer lectura comprensiva de los alumnos no es lo que se debería esperar ni desde luego lo deseable y esperable de un sistema organizado. Los ultimos resultados del Informe PISA son mediocres por no decir malos.

Por supuesto, el fallo no es de la escuela como tal, aunque posiblemente si lo sea de algunos métodos pedagógicos que se mantienen o de organizaciones que no llegan, por razones múltiples, a atender la diversidad real de los ritmos de cada alumno y sus necesidades específicas. En aulas grandes, atender la diferencia intrínseca de cada niño es una tarea complicada.

Si a eso sumamos que la lectura se convierte en el pilar de la enseñanza desde primaria con excesiva presión a veces, la obligatoriedad de la lectura de obras que no deciden los propios niños según sus intereses y la falta de hábitos lectores en algunos entornos, el resultado va empobreciéndose.

La iniciación a la lectura

Los más pequeñitos, cuando comienzan a descubrir la lectura, no siempre están preparados o interesados. Si desde ese momento existe presión y obligación, el placer de la lectura se ve empañado y quizá dañado a largo plazo. Para ellos sería preciso, en mi opinión, que profesores y padres nos relajáramos. Por aprender a leer antes no se aprende a leer mejor ni mucho menos se consiguen hábitos de lectura.

Para los que van más rápido, esos niños que con tres o cuatro años desearían descubrir todo el mundo que se esconde en las letras, también sería necesario actuar de manera personalizada, alentando, mostrando, nunca, tampoco en su caso, presionando.

Hay niños que son capaces completamente de aprender a leer casi solos, preguntando curiosos por las letras y sus sonidos. A estos si, hay que darles toda la ayuda que necesitan.

Otros, que no desarrollan esta habilidad de manera tan autónoma, pueden también querer leer. En este caso, si la escuela sigue un programa que no permite que se les atienda individualizadamente, los padres podemos ayudarles. No creo que haya que temer que el niño se aburra en clase por saber leer cuando los otros están aprendiendo, sino coordinar con sus tutores fórmulas para que puedan ayudar a sus compañeros o adaptar el curriculum a sus necesidades.

Igual que no creo que a un niño haya que forzarlo a aprender a leer y mucho menos en Infantil, también creo que al que desee leer hay que darle todas las oportunidades para hacerlo.

Métodos de lectura

Entonces, los padres se preguntan si sabrán hacerlo o si será contraproducente no seguir el mismo método que el de la escuela. Yo creo que no, que un niño que comienza a leer, sea libremente o sea con métodos silábicos más tradicionales, o sea incluso con bits de información tipo Doman, disfrutará de la ventaja que eso supone, no por alcanzar esta habilidad antes que otros niños de su edad, sino por el enorme placer que supone aprender algo que estás interesado en poder manejar y por el mundo lleno de imaginación que la lectura automotivada pondrá en sus manos.

Los niños y los adultos han aprendido a leer con diferentes métodos a lo largo de la historia y han llegado a su objetivo, asi que determinar a ciencia cierta que método es mejor sería subjetivo. Existen métodos que usan la fonética, las letras, las sílabas, las imágenes referenciales, las palabras generadoras y hasta un método psicogenético que, aunque parezca magia, yo he visto funcionar.

Los padres podemos enseñar a leer a nuestros hijos. La elección del método es personal. Yo usaba, personalmente, el silábico, pues es con el que me siento cómoda y mi hijo conocía espontánemente las letras y sus sonidos, encontrando mucha diversión en reconocer las sílabas que formaban las letras que reconocía. De hecho, deletreaba palabras sin leerlas con mucha facilidad y el método se adaptó muy bien a él.

Otros padres buscan otros enfoques. Sinceramente creo que, además de ofrecer lectura de cuentos y responder a las preguntas de los niños, poniendo a su disposición letras y dejándolos experimentar sin corregir sus comienzos, cada familia usará mejor el método que mejor conozca y con el que los padres se sientan seguros, buscando, por supuesto, también adaptarse a aquel al que su hijo responda mejor.

Aprender a leer con placer

Sin embargo hacer un aprendizaje forzado antes de que el niño haya adquirido la madurez necesaria y el deseo de hacerlo, es desde luego el peor de los caminos. Y si, por el contrario, rodeamos el aprendizaje de la lectura de un ambiente motivador, con ejemplo y lectura de cuentos, con un entorno estimulante en el que las letras sean parte integrante de lo diario y no solamente parte de un trabajo concreto, el éxito y el placer tienen más posibilidades de lograrse.

Por tanto, si, enseñemos a leer a los niños que lo desean y no forcemos a los que dan muestras de no estar preparados o interesados. Todo llegará, seguro. Para unos antes, para otros después, pero solo desde el respeto a la libertad del educando y de sus ritmos personales nos aseguraremos que llegamos y llegamos en buenas condiciones.

En Bebés y más | ¿Deberían los niños empezar a leer y escribir a los seis años?, Enseñar a leer a los niños, Los primeros seis años son vitales para el desarrollo emocional, según Punset




Adornos navideños de los personajes de Disney

Posted: 25 Dec 2010 02:00 AM PST

Mickey

Estoy segura que a los niños les encantarán estos adornos navideños de los personajes de Disney para decorar el árbol de Navidad.

Se puede montar un árbol muy colorido y más acorde al gusto de los peques. Los personajes de la factoría Disney están presentes en todas las ocasiones especiales y desde luego, no podían faltar en Navidad.

Podéis adornar vuestro árbol con la Sirenita junto a sus compañeros de aventuras, Winnie the Pooh, la dulce Campanilla, los simpáticos Phineas y Ferb o los clásicos Minnie, Mickey y Pluto, entre otras tantas míticas figuras.

Sirenita

Campanilla

Phineas&Ferb

¿Cómo quedarían en vuestro árbol?

Vía | Compradicción
Más información | Amazon




"Vapor ti, vapor todos", campaña solidaria para que nadie se quede sin libros

Posted: 25 Dec 2010 12:00 AM PST

Vapor ti Vapor todos

Ya sé que Barco de Vapor va dirigido a niños algo mayores, pero no puedo dejar de mencionar esta bonita propuesta navideña de la que nos hablaron nuestros compañeros de Peques y más. Bajo el lema "Una generación que lee, un mundo que cambia", hasta el nueve de enero 2011 por cada libro que se venda de la colección “El Barco de Vapor”, la Fundación SM donará otro libro a los hospitales.

De este modo, muchas bibliotecas de estos centros harán la estancia a los niños enfermos un poco más liviana, a partir de estas fechas tan especiales. Creo que es para tenerlo muy en cuenta a la hora de regalar libros estas navidades, pues se trata de un “dos por uno” solidario y muy bien aprovechado.

En el listado de hospitales que saldrán beneficiados de esta bonita iniciativa hay hospitales de Madrid, Barcelona, Valencia, Alicante y otras ciudades de España.

La Fundación Seur colaborará en el envío de ejemplares a los hospitales, y con el éxito que suelen tener los libros de esta colección, imagino que habrá una buena dotación a las distintas bibliotecas hospitalarias.

De modo que ya sabéis, si tenéis en la familia algún peque a partir de 9 años y pensabais regalar un libro, podéis regalar dos con la campaña solidaria “Vapor ti, vapor todos” para que los niños hospitalizados también puedan leer.

Vía | Barco de Vapor
Sitio Oficial | Literatura SM
En Bebés y más | Cuentos infantiles para la no discriminación, ¿Hasta qué punto debemos hacer campañas solidarias de juguetes?, Actividades lúdicas en el hospital